Emilia Castillo

El legado de los castillo...

Emilia creció en Taxco, jugando en el maravilloso taller de su padre con los más talentosos plateros. Desde muy temprana edad, observaba a su padre, Antonio y a sus tíos Chato y Coco ocupados diseñando y creando hermosas piezas de Joyería y Orfebrería

Siempre rodeada de Plata, Cobre, Hierro, Piedras Naturales y de toda clase de herramientas, Emilia se enamoró del proceso para transformar esos elementos en Juguetes y Objetos divertidos. 

Inspirada por la belleza natural de los alrededores del taller, la magnífica cascada que atraviesa el jardín y de todas las criaturas que viven ahí, su trabajo es una expresión amorosa de la gratitud y aprecio que siente hacia la Naturaleza.

Siguiendo la tradición y el Legado de Los Castillo, cada pieza es completamente hecha a mano. Su trabajo es tan maravilloso que ha sido comisionada para crear distintas obras, como la capilla para la Virgen de Guadalupe en el Vaticano.